Acerca de Novozymes en Latinoamérica

Novozymes – Repensando el mañana

about-novozymes-latinamerica

Novozymes inició sus actividades en América del Sur en Brasil en 1975, como Novo Industri do Brasil Representações e Serviços Ltda., con oficinas en San Pablo. Dos años más tarde pasó a llamarse Novo Industri do Brasil Indústria e Comércio Ltda. . En 1988 la oficina dejaba San Pablo, para instalarse en Curitiba, en el Estado de Paraná. Al año siguiente, en 1989, inauguró su planta industrial en Araucaria en la región metropolitana de Curitiba, Paraná, iniciando la producción de enzimas industriales. En el mismo año, se produjo la fusión de Novo Industri A/S y Nordisk Gentofte A/S de Dinamarca, cambiando su nombre por el de Novo Nordisk Bioindustrial do Brasil Ltda. Desde el año 2000 recibió el nombre que todavía mantiene hasta hoy, Novozymes Latin America Ltda.

Además de Brasil, Novozymes también está presente en México y Argentina. En la unidad mexicana se encuentra la oficina de representación y ventas del área de enzimas. En Argentina Novozymes está presente a través de Novozymes BioAg, división de la empresa dedicada al desarrollo de bioproductos para la agricultura. Novozymes BioAg también tiene una planta en Brasil, en la ciudad de Quatro Barras, Paraná.

Novozymes es el líder mundial de enzimas industriales y bio-innovación, con más del 47% del mercado global. La empresa cuenta con una cartera de más de 700 productos, que se venden en 130 países y son utilizados por diversas industrias, tales como bebidas, alimentos, panificación, detergentes, textiles, biocombustibles, entre otros.

Con destacada actuación en la producción de enzimas industriales, en 2011 Novozymes inauguró su octavo centro de Investigación y Desarrollo, el primero en Brasil, con foco en el desarrollo de nuevas enzimas para el sector de la bioenergía, en franca expansión. El predio también incluye el departamento de Soluciones a Clientes, donde consolidan  investigaciones y aplicaciones en áreas como panificación, limpieza doméstica y biocombustibles.

Por otro lado, Novozymes tiene el compromiso de preparar el camino, junto a sus clientes,  para un futuro mejor. Durante la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Desarrollo Sustentable (Río+20), Novozymes ha participado activamente en debates sobre política pública y sobre soluciones para las próximas décadas que promuevan la economía verde en una sociedad con base biológica, privilegiando alternativas renovables al uso de productos químicos de origen fósil.

El compromiso de Novozymes ya puede verse en su actuación en importantes foros de la sociedad civil brasilera e internacional. En Brasil, Novozymes desarrolla importantes iniciativas de relacionamiento con la comunidad, a través de acciones de apoyo al Instituto Princesa Benedikte, una organización que trabaja en el área de la infancia y la adolescencia, promoviendo la garantía de los  derechos de los niños y jóvenes víctimas de la violencia doméstica o en situación de riesgo.